22 MAY
2015
Compartir la noticia:

AL PAN, PAN...


EtiquetasEtiquetas: Hinchada

Al vino, vino. Y a la fiesta, San Lorenzo. Sí, hijo, las cosas por su nombre. Mucho se viene hablando, desde el jueves pasado, de "El Panadero", uno de los tantos de hinchas de Boca que provocaron los vergonzosos incidentes del último superchasco. Una vieja aparición televisiva del susodicho, que ahora se viralizó, nos sirve de pretexto para recordarle a todos que hinchada, ¿hinchada?, hinchada hay una sola.

AL PAN, PAN...


Una década atrás, cuando el xeneize Martín Souto conducía "El Aguante", un programa profundamente antisanlorencista del que ahora -en su etapa de madura moralina- se avergüenza por apologista de "la violencia", Adrián Napolitano -alias "El Panadero"- se presentaba ante las cámaras como un hincha que "no jodía a nadie" y que sólo podía "pensar en Boca".


Pero más allá de la resonancia que a la luz de lo acontecido el jueves pasado en la Bombonera adquieren actualmente esas declaraciones, sin ánimos de añadir más "pimienta" al caso, nos interesan particularmente otras dos menciones de su relato:


1) "Lo que hizo Boca en Japón fue impresionante. Ocho mil personas... justo se nos dio que el cambio fue justo (sic)... pero yo creo que ninguno más lo hace", juraba tiernamente "El Panadero", tan ajeno a lo que depararía el futuro, con 14.000 cuervos copando Marruecos -en una época de cambio desfavorable y trabas cambiarias-, protagonizando la mayor movilización en términos históricos y a nivel mundial de una hinchada hacia otro continente. Te quedaste muy corto, hijo, tu declaración fue "pan para hoy, hambre para mañana"...


2) "La peor, la que todos dicen que estoy enfermo... Boca-San Lorenzo, jugaba el Negro Bennett para San Lorenzo, en cancha de Boca, no podía ir por el laburo... era un día sábado, me acuerdo, se jugó... y los sábados y domingos, la panadería llena de laburo... y yo no puedo no ir... agarré, fui, entré a la cancha, vi 10 minutos y me fui"... ¡Y menos mal que no te quedaste hasta el final de aquel partido del Apertura 94, porque ese día el "Balín" Bennett te clavó dos veces, el Ciclón te ganó -como casi siempre- tres a uno, y La Gloriosa fue ampliamente local en tu casa, como lo era antes de las prohibiciones a los visitantes que tu propio club impulsó! ¿O será justamente que te fuiste antes para no bancarte otra fiesta del Ciclón?


Sea como sea, gracias por los recuerdos, por los recientes y por los lejanos. Gracias por permitirnos esta sonrisa paternal en tiempos de berrinches, penitencias y caras largas. Gracias, Boca, por ser nuestro pan de cada día.

Link permanente a la noticia:
Te gusta la noticia?
Compartir en:

Noticias relacionadas:

- TE SOPLAMOS LA NUCA
- HABLÓ CON EL PAPA Y HABLÓ DE PAPÁ
- DOS MANERAS DE SENTIR LOS COLORES
- HAY UNA COSA QUE NUNCA VAN A ENTENDER
- DOLOR EN LA FAMILIA AZULGRANA
- HOY JUEGA LA GLORIOSA
- LA QUE SUENA DIFERENTE
- ¿OTRO AÑO SIN VISITANTES?
- SIEMPRE ESTARÉ A TU LADO
- QUE EN MARRUECOS, CUESTE LO QUE CUESTE...

Comentarios de la noticia:

Banner Plebiscito
CONTACTENOS