09 JUN
2015
Compartir la noticia:

CARREFOUR SE AJUSTA EL CINTURÓN


La cadena de supermercados con la que negociamos la Vuelta a Boedo se encuentra en pleno plan de achique en el país. A tono con su intención de moderar sus inversiones a nivel local, viene aplicando "retiros voluntarios" en varias provincias y apuesta por las superficies reducidas que requieren menos personal. 

CARREFOUR SE AJUSTA EL CINTURÓN

A principios de agosto del año pasado, la cadena Carrefour -la principal del país en volumen de ventas- sorprendió a sus competidores con un anuncio a contramano de su publicitada estrategia local. Su presidente ejecutivo, George Plassat, informaba que la compañía iba a reducir el ritmo de inversiones en la Argentina a raíz del default. Sin embargo, en diciembre último llegó con números que lejos estuvieron de exhibir una caída en la rentabilidad por el efecto "buitre".



La firma cerró 2014 con una facturación de $ 36.000 millones35% más que el año anterior y reconoció el impacto favorable del programa oficial Precios Cuidados para impulsar la demanda. Pero, al parecer, en ningún momento la compañía desarticuló lo anunciado por Plassat en tiempos de mayor incertidumbre financiera. De hecho, la cadena ahora está en el centro de la polémica en una gran cantidad de provincias, como por ejemplo Entre Ríos y Santa Fe, a raíz de haber implementado un ambicioso plan de retiros voluntarios, visto por los gremios del sector como despidos encubiertos. 

Los alcances de este "achique" han llegado hasta Tierra del Fuego, donde en diciembre pasado fueron cesanteados empleados en sucursales de Río Grande, mientras que en Córdoba se sigue de cerca lo que acontece en otros territorios. "Los empleados son invitados a retirarse. A esa preocupación se le suma otra: esos mismos puestos de trabajo no se recuperan. Carrefour está bajando el nivel de contrataciones y mutando a la versión express, porque le resulta más barata", afirmó un vocero gremial santafesino. Y completa: "Estamos al tanto de la intención de la firma de pasarse mayormente a ese formato, sobre todo en el interior". 

La expresión más reciente del recorte que viene implementando la compañía de origen francés se dio en Paraná, Entre Ríos, donde Carrefour posee siete sucursales. En las últimas semanas primero ofreció cerca de 130 retiros para luego avanzar directamente con el recorte de 60 empleos, según la Asociación de Empleados de Comercio (AEC). Al respecto, el secretario adjunto del gremio confirmó: "La empresa nos comunicó que había decidido prescindir de 60 personas, razón por la cual el gremio resolvió declararse en estado de alerta y movilización". "Con el objeto de evitar despidos, los trabajadores también pusieron su fuerza laboral a disposición en horarios en que la demanda del público lo amerite, ya que la empresa aduce que los empleados tienen ciertos derechos adquiridos en determinados horarios y a la tarde se quedan sin personal", remarcó. "La cadena está desprendiéndose de aquellos con mayor antigüedad, para así ir reduciendo costos", aseveró.

A la par de Entre Ríos, la representación de AEC en Santa Fe realizó a fines de abril una denuncia sobre una serie de despidos encubiertos bajo el formato de "retiros voluntarios".  Además, advirtió sobre condiciones laborales precarias que afectan a gran cantidad de empleados, incluyendo a los de firmas tercerizadas, a cargo de la limpieza y la seguridad. Diego Virgili, delegado gremial de Carrefour en Rosario, destacó que la firma "opera cinco supermercados" en esa ciudad y que ha recortado personal, "más allá de que las ventas y la facturación han venido respondiendo favorablemente". "Ahora quedamos 500 en toda la ciudad, tal vez menos. En lo que va del año ya venimos con varios despidos. Carrefour, argumenta que su volumen de comercialización se achicó, pero no creemos que sea así", expresó. "El director de la cadena evita referirse al achique. Pero lo cierto es que los empleos que se desarticularon no se han recuperado", añadió.


Para Virgili, la irrupción del formato express en esa zona le permite a la cadena bajar costos. "Las tareas se reparten entre pocos empleados. El mismo que repone también cobra y limpia. Es un poco lo que ya se ve en Buenos Aires", sostuvo. Según el representante de AEC, en las sucursales que operan en Rosario "Carrefour tiene menos empleados y, de ser necesario, trabajan más horas". "Venimos observando con preocupación que la empresa mantiene una política de achique. Seguimos de cerca lo que está pasando en sucursales como las de de Villa Constitución, Arroyo Seco y Reconquista, además de Rosario, con la consecuente sobrecarga laboral entre los que quedan", amplió.

Virgili también aseguró que ya no se hacen reemplazos de los trabajadores con licencia por maternidad, pese a que el salario lo cubre Anses, lo que también extiende las responsabilidades a los que quedan activos durante esos meses."Tampoco hay coberturas por accidentes laborales, que deberían estar resguardados por la ART, pese a que existe una sobrecarga de tareas y, en consecuencia, mayores probabilidades de lesiones", agregó. Las empresas que les brindan servicios a la cadena no están exentas del plan achique. La reducción de personal también afecta a firmas de servicios contratados. Al respecto, Virgili comentó que "esto también se nota". Un aspecto particular que indicaron fuentes gremiales entrerrianas radica en que Carrefour evalúa tercerizar algunos de sus espacios dentro de los supermercados. Desde AEC, Virgili coincidió: "La empresa está negociando para que sean otros los que operen las carnicerías y panaderías. Esto ya pasa en Entre Ríos. Se espera que todo lo que suceda ahí termine viéndose enRosario en el corto plazo".

Mientras todo esto tiene lugar en el interior, lo cierto es que la firma francesa viene dando muestras visibles de quererapostar a modelos que le generen un menor esfuerzo en términos de operatoria y mantenimiento. En ese sentido, hace muy pocas semanas trascendió que Carrefour puso en marcha un sistema de franquicias al que denominó "5 minutos". Una vez en marcha, los locales de "5 minutos" contarán con el mismo surtido que el consumidor puede encontrar hoy en las instalaciones de tipo Express: bebidas, comestibles envasados, lácteos, artículos de limpieza y tocador.  La diferencia está en que Carrefour no es el dueño directo, sino una licencia "llave en mano" operada por un tercero. La firma también impulsa este plan de acción en virtud de que cada vez más los clientes "hacen compras complementarias" y "de urgencia" en formatos pequeños. En lo que representa su principal apuesta, CarrefourExpress ya llegó a 365 ubicaciones en una veloz expansión, avance que demuestra su interés por mudarse a este segmento. 

Para seguir creciendo pero sin correr tantos riesgos -acordes con su idea de reducir inversiones en la Argentina-, la filial local de la compañía francesa decidió apostar a las franquicias. Por el momento, los Express están en Buenos Aires, conurbano y Córdoba, aunque en Santa Fe y Rosario dan por descontado que irrumpirán locales de este tipo en los próximos meses. De todos modos, Carrefour podría hacerlo y con menor riesgo propio, a través de las franquicias de "5 minutos". La empresa pondrá la mercadería, su experiencia y consejos pero la responsabilidad final será del franquiciado. Según trascendió, la empresa francesa construyó esta marca con el asesoramiento de expertos de la Universidad Di Tella.

Aunque prefieren mantener el tema con poca difusión, el plan que tienen es ambicioso. La idea es llevar "5 minutos" a la mayor cantidad de barrios y ciudades posibles y, llegado el caso, reemplazar algunos Carrefour Express por este nuevo concepto. Por lo pronto, este nuevo cartel será una fuerte apuesta para sacarle el mercado construido por los autoservicios chinos.  De acuerdo con varios proveedores, los asiáticos están en retroceso y no gozan de la demanda de años anteriores. De hecho, los mismos orientales reconocen que la rentabilidad de sus emprendimientos viene en caída. Aunque la facturación anual de cada sucursal de "5 minutos" es aún difícil de determinar, un local deCarrefour Express puede tener ventas de entre 5 y 11 millones de pesos al año. Por supuesto, el nivel de ganancias varía según las particularidades de la zona geográfica y el nivel socioeconómico de las áreas dónde se radican estos minimercados.


Fuente: iProfesional


Link permanente a la noticia:
Te gusta la noticia?
Compartir en:

Noticias relacionadas:

- SUR, PLAN REGULADOR Y DESPUÉS...
- SERIA UN GRAN HONOR
- LA VUELTA A BOEDO: CUESTIONANDO UN MODO DE ACTUAR Y PENSAR EN PLANIFICACIÓN URBANA.(Parte 1)
- LA VUELTA A BOEDO: CUESTIONANDO UN MODO DE ACTUAR Y PENSAR EN PLANIFICACIÓN URBANA. (Parte 3)
- LOS ANTIVUELTAS ATACAN DE NUEVO
- LA VUELTA A BOEDO: CUESTIONANDO UN MODO DE ACTUAR Y PENSAR EN PLANIFICACIÓN URBANA. (Parte 2)
- EL BOLETO COMPLETO
- SESIONA LA ASAMBLEA
- OTRO PASO HACIA BOEDO
- LAS VUELTAS DE LA VUELTA

Comentarios de la noticia:

Banner Plebiscito
CONTACTENOS